La Zarzuela en la red.

Agua, Azucarillos y Aguardiente - SINOPSIS

 

 

La obra estriba en el desfile de tipos callejeros, niñas, niñeras, amas y barquilleros, que pasan por el aguaducho de Pepa en Recoletos en donde también tiene lugar tanto la trama urdida por Serafín para seducir a la poetisa como la pelea y reconciliación de las aguadoras y sus "hombres". 

Previamente en el cuadro primero se nos ha presentado la situación de necesidad de Doña Simona y su hija Atanasia, pintada tan a lo vivo en los primeros versos de las seguidillas cantadas por las niñas "tanto vestido nuevo, tanta parola y el puchero en la lumbre con agua sola" que describe la situación de gran parte de la sufrida clase media de entonces. Allí hemos conocido a la madre y a la hija y se nos ha hablado de Aniceto su pudiente pretendiente y primo de Valdepatata al que ella rechaza ¡De Serafín o de la tumba! 

También nos han presentado a Aquilino que habla de las hazañas de Serafinito. Estas "presentaciones" eran precisas para entender el segundo cuadro, en que, además del desfile de tipos antes aludido, tiene lugar el intento de Serafín de narcotizar a Doña Simona con la ayuda de Pepa y Lorenzo cuyo desarrollo conocemos en el delicioso número musical "¿Está dormida? y el desenlace lo escuchamos de Asia "Pálido, inerte; fiel imagen de la muerte" y Doña Simona "Se ha decidido mi suerte; ¡volveré a Valdepatata!"

Y la apoteosis de la obra llega con su cuarto número musical trufado de maravillas "in crescendo" como la pelea de las aguadoras "Ya está ahí la Manuela", la mediación de Lorenzo y Vicente "Vamos a ver que ha pasao" el desencanto popular porque la sangre no ha llegado al río "Con esta gente siempre es igual: muchos insultos y luego na" y el trepidante pasacalle "Pa que veas Manuela lo que es Vicente". 

Fdo: Diego Emilio Fernández Álvarez

 



ZARZUELEROS.COM --- E-MAIL

AÑADIR SITIO --- ¿QUIEN SOMOS?